Actualización sobre el estado de salud de Marcelo

Queridos Amigos,

Con mucha alegría y gratitud nos comunicamos en esta oportunidad.

En verdad ha pasado tiempo desde nuestra última actualización. 

Esta actualización es muy significativa ya que el Domingo 30 de Octubre estaremos celebrando el cumpleaños de Marcelo.

Sabemos que la mano de Dios lo hizo posible junto a sus queridas oraciones y cuidado que pudieron mucho.

¡A Jesus sea toda gloria!

Únasenos por favor mientras humildemente corremos al Señor con profunda acción de gracias y por favor reciba nuestro cariño y bendiciones como agradecimiento por su cuidado, ayuda, sensibilidad y semejanza a Cristo demostrado hacia nosotros.

Su cuerpo continúa mejorando diariamente. Caminando aun con un bastón todavía en oración por la plenitud de su forteleza fisica y la completa restauracion de toda área afectada por el accidente.

Su fortalecido espíritu y su inamovible esperanza y confianza en Dios Todopoderoso es una fuente de aliento y bendición a aquellos cercanos a el.

 Las finanzas todavía dan la bienvenida a sus oraciones. La provisión del Fiel Dios está con la familia. Más aun, en unidad contemplamos al Señor por la victoria en el resultado de un aun prolongado y pendiente proceso con las compañías de seguro y las facturas médicas.

Muchas gracias por creer junto a nosotros en relación a esta área.

Asimismo queremos invitarle a enviar a Marcelo una palabra de aliento, una escritura o revelación de parte de Dios, incluso una oración si así lo quiere, como una bendición y regalo de cumpleaños.

Sepan por favor que el lo atesorara.

Para hacerlo, siéntase en libertad de compartir en facebook o escribiéndole a  destinoendios@hotmail.com.

Para terminar, permítanos nuevamente decirle que su amor y oraciones nos sostuvieron a través de este tiempo.

¡Que las bendiciones, la paz, el amor y el abrazo de Dios sean con ustedes!

Con amor,

La Familia Rabellino
















Una Guerra en los Cielos

(English)
El horrible crimen de Lucifer no fue solo que se rebeló contra Dios, con todo lo malo que ese hecho haya sido. Peor aún es que, utilizando la calumnia contra Dios y el engaño, también robó la tercera parte de los ángeles. Y aunque fue desterrado al infierno, la guerra de Lucifer contra el Todopoderoso continúa. Ciertamente, cada vez que divide una nueva iglesia, el alcanza parte de su objetivo, el cual es golpear el corazón de Dios.

Si usted ha pasado por la experiencia de la división de una iglesia, estará familiarizado con la terrible mezcla de emociones y la angustia inconsolable que acompaña este descenso al infierno. Si no lo está, espere ver una cantidad de cristianos que en otras circunstancias son encantadores, enfrentándose los unos a los otros.  Ellos serán participes de la calumnia, de la cólera, del engaño, del temor, de la amargura, del odio, del chisme, de la falta de perdón, de la contienda, de la rebelión y del orgullo.

Cualquiera de estas actitudes aislada en un solo individuo seria identificada y expuesta a la luz como pecado. Sin embargo, de alguna manera se consideran correctas cuando ellas se manifiestan masivamente en la división de una iglesia. La Cólera es redefinida como "luchar por un principio" y a la calumnia y al chisme se les consideran aliados "en la búsqueda de la verdad."

Quizá el epicentro del cisma este localizado en una sola iglesia, pero la onda expansiva se siente a lo largo del cuerpo de Cristo. Las noticias del conflicto se cuentan en voz baja, como cuando alguien de la familia tiene un cáncer avanzado. Y de hecho este es un cáncer en la iglesia; un cisma es un sistema maligno, un tumor falso impulsado por el enojo, el orgullo y la ambición en vez de la humildad y la paciencia de Cristo.

Los líderes de las iglesias en toda la ciudad sacuden sus cabezas y suspiran. Incluso cuando escasamente conozcan la iglesia en problemas, se conduelen de la situación. Ellos se preocupan.  Quienes han experimentado el dolor de su propio cisma también se estremecen al recordar el conflicto que llevan en su corazón y que aun esta sin resolver en relación con quienes dividieron su iglesia. Y otros pastores se inquietan y se vuelven más cautelosos con sus rebaños, temerosos de que el espíritu de contienda se infiltre en sus iglesias también.

Además, los evangelistas de la ciudad saben que, por lo menos por alguna temporada, será difícil ganar a los perdidos. En efecto, a medida que los rumores y los detalles del cisma llegan a oídos de los inconversos, las pequeñeces y la politiquería que acompañan el cisma le recuerdan el porqué el  mundo incoverso se  mantiene a distancia de la iglesia.



Yo he viajado por la mayor parte del mundo cristiano y he hablado con los pastores y los líderes de las iglesias. Mi experiencia me ha ensenado que aunque las divisiones ocurren en todas partes, los cismas son más frecuentes y más fuertes en los Estados Unidos de América. ¿Se debe quizá a nuestro apasionado amor por la independencia y la libertad? ¿O tal vez por causa de nuestra naturaleza cultural agresiva? Independientemente de porque sea, los cismas en los Estados Unidos tienden a ser menos civilizados.

Las causas de los cismas en la iglesia son muchas. Pueden ser originadas por la confusión en cuanto al gobierno y la administración o a quien ha dado Dios la autoridad final en una congregación dada.  A veces la raíz del conflicto se encuentra en la ambición disfrazada de uno o más lideres asociados. Y por supuesto, siempre existe el factor de la guerra espiritual. Ocurre a menudo que tan pronto una iglesia comienza a crecer en asistencia o en crecimiento espiritual, la contienda demoníacamente manipulada surge. Por eso, cuando vemos una división seria en una iglesia debemos preguntarnos: ¿estamos presenciando la obra del mismo tipo de espíritu que manipuló a Absalón, a Core o a Jezabel?

Tal vez las divisiones involucran una combinación de todos los factores mencionados anteriormente. No obstante, sin importar la causa particular de la división, Jesus nos advierte que "una casa dividida contra sí misma, no permanecerá." (Mateo 12:25). Es claro que cuando la división golpea una iglesia, el impacto se siente a través de toda la comunidad. Es una guerra en la cual el mal es el único que gana.



Dolor en el Cielo
Podríamos pensar que el Señor no está familiarizado personalmente con el dolor de la división de una iglesia. Pero si lo está. En efecto, puede servir de algún consuelo a los pastores saber que Dios mismo, con toda su perfección sufrió un cierto tipo de cisma. Recordara que antes de la creación del hombre, el cielo tuvo que soportar un tiempo de gran rebelión, o si prefiere un "cisma.” El cielo mismo no pudo cumplir los deseos de Satanás.

En esos días Satanás era conocido como Lucifer o "Hillel Ben Shahar" en la lengua hebrea. El nombre Hillel proviene de la palabra Hallel que significa "alabar, adorar”.  Ben Shahar significa "hijo de la aurora." El significado es que Lucifer era el líder de la adoración en la alborada de la creación. A pesar de que estaba dotado con los dones de liderazgo y su creatividad en la música, su posición no fue suficiente para el. Impulsado por los celos y la ambición, Lucifer dirigió una rebelión de la tercera parte de los ángeles contra la autoridad de Dios (ver Apocalipsis 12). No podemos verificarlo, pero podemos imaginarnos que los ángeles que cayeron fueron aquellos que, en la estructura de autoridad del cielo, estaban bajo la influencia de Lucifer.

Piense en la astucia de Satanás, nuestro antiguo adversario. Fue capaz de convencer a los ángeles, de que podían ganar una guerra contra su Creador, aún contemplando estos la resplandeciente gloria de Dios. Con un privilegiado asombro pudieron presenciar cuando las galaxias surgieron como resultado de la palabra creadora de Dios. No obstante, de alguna manera llegaron a creer que, bajo el liderazgo de Lucifer, podían derrotar al Omnipotente.

Ellos sabían que Dios era pleno conocedor de cada uno de sus pensamientos, sin embargo, creyeron que podían superarlo. Lucifer cautelosamente engendro descontento entre los ángeles mediante la calumnia y la seducción, de modo que ya todos los deleites del cielo no los satisfacían. Luego los sustrajo del inimaginable esplendor de la presencia de Dios y los convenció de que las insondables tinieblas exteriores congeniaban mejor con su causa. Considere el poder engañoso de nuestro antiguo adversario y no se maraville que pueda separar a buenos amigos dividiendo una iglesia aquí en la tierra.

Cuanto duro la rebelión en los Cielos no lo sabemos. Tampoco está escrito que tipo de engaño utilizó Lucifer. La Biblia solo nos ofrece una reflexión fugaz de tan horrible y cataclìsmica división. Y uno se pregunta: ¿No produjo la contienda ningún efecto en el Señor? ¿Se mantuvo el Padre perfectamente aislado del dolor y la separación o se afligió cuando todos aquellos a quienes había dado el don de la vida se rebelaron contra Él? Recuerde que Dios vio como la gran mentira se extendía contagiando un ángel tras otro, hasta que una tercera parte se unió a la insurrección. ¿Fue esta división el primer gran dolor en el corazón de Dios?

Amados, consideren también lo siguiente con temor reverente: Hasta donde llega nuestro conocimiento, el infierno no existía antes de esta antigua rebelión. El infierno llegó a ser una realidad como consecuencia de la división nacida de la ambición, los cellos y el orgullo.

Es tiempo para la iglesia de despojarse de las vestiduras de división y de ataviarse con la unidad de Cristo. Así, arrepintámonos del pecado de división. Posicionémonos en intercesión hasta que veamos a la división en la iglesia renacida removidas de la casa del Señor.

Señor, perdónanos por tolerar este terrible pecado. Maestro, sabemos que la división es una plaga sobre Tu pueblo. Límpianos de los efectos de la división y capacítanos a cada uno, con gracia para traer unidad a Tu iglesia. En el nombre de Jesus. Amén.

El mensaje precedente ha sido adaptado de un capitulo en el libro de Francis, No Dividamos mas la Iglesia (Editado en Español por Asociación Editorial Buena Semilla). www.arrowbookstore.com



~~~~~~~~

Siéntase en libertad de re enviar este mensaje; el reconocimiento de nuestro sitio en la red será grandemente apreciado.

Acuerdo de Reimpresión
Su interés en duplicar y re enviar este material es un gozo para nosotros. Solo le pedimos que provea la información del sitio en la red de los Ministerios Francis Frangipane. Como única excepción si el artículo es en realidad un extracto de un libro publicado por otra editorial. En este caso ellos nos han pedido ser nombrados como referencia. Finalmente, cualquier pregunta sobre las enseñanzas de Francis Frangipane puede ser enviada a mensajes@frangipanehispano.org

Francis Frangipane Derechos de Autor 2011Todos los Derechos Reservados
Traducción y Edición Gabriela Rabellino

Cuando Volvernos Nada es Mejorar

(English)
En el comienzo, la tierra estaba desordenada y vacía, pero esto no desalentó al Omnipotente. El miró las tinieblas sobre la faz del abismo y llego a la conclusión, “¡Todo lo que necesita es luz!”  De la misma manera, en el comienzo de nuestra vida espiritual, también nosotros estamos “desordenados y vacios” y Dios, con la misma confianza, aun dice, “¡Todo lo que necesitan es luz!” Recuerde: es responsabilidad del Señor crear y nuestra responsabilidad sujetarnos a Su creación.


 El Señor solo necesita tres cosas para crear vida. Primero, necesita “la nada.” El Omnipotente siempre comienza Su gran y creativa obra con “nada” (¡esto es muy importante porque es aquí donde entramos nosotros!). Luego, Su Espíritu necesita moverse sobre la “nada.” Y, finalmente, El necesita Su Palabra, la cual es el “algo” que El va a poner en lugar de la nada.”


Dios no tiene ninguna dificultad en crear algo de la nada. El único obstáculo que El enfrenta es cuando la nada no sabe que es nada sino en cambio piensa que es algo.  A esta altura Dios tiene que quebrantar la nada antes de que sea buena para algo. (¿Todavía me sigue?)  El apóstol Pablo dijo esto mejor que lo que he escrito,

" Porque el que se cree ser algo, no siendo nada, a sí mismo se engaña” (Gal. 6:3).

Incluso como cristianos, si pensamos que somos “algo” de manera que menospreciamos a otros o somos sabios a nuestros propios ojos, ¡nos engañamos a nosotros mismos!  El único algo que existe en verdad, es Dios.


Si categóricamente sabemos que somos nada sin Dios, y si al mismo tiempo reconocemos que cualquier gracia que El haya obrado en nosotros es para que podamos bendecir a otros, entonces no hay límite a lo que Dios puede usarnos. El que sepamos que somos nada, es un gran logro a Sus ojos. Porque entonces nuestra energía no la gastaremos mas en exaltarnos o en defendernos a nosotros mismos, sino en asirnos de Cristo y descansar en Él.


Vea, Dios no se siente ofendido con el caos.  Habrá veces cuando, al igual que antes de la creación del universo, usted descubrirá que su vida parece “vacía y desordenada.”  No se preocupe demasiado.  Cuando descubra que hay “caos” en lo más profundo de su ser, no se preocupe.  Esta usted en un nuevo comienzo. Al Señor le ha llevado un tiempo considerable ayudarlo a reconocer su “nada.”


Asique, todos quienes sepan que son nada, regocíjense: ¡usted lleva millas por delante de quienes piensan que son algo! Los orgullosos, que se consideran algo especial, no lidian con las regiones de oscuro caos en sus almas; ellos simplemente las ocultan.  Pero si somos transparentes con nuestra necesidad, el Espíritu y la Palabra pueden obrar en nosotros para traer vida y orden. Todo lo que necesitamos hacer es exponer y confesar nuestra nada al Espíritu Santo.


 “Porque Dios, que mandó que de las tinieblas resplandeciese la luz, es el que resplandeció en nuestros corazones, para iluminación del conocimiento de la gloria de Dios en la faz de Jesucristo" (2 Cor. 4:6).


Esta es la manera misma en la cual nuestro gran Creador, crea.  ¡El hace que la luz resplandezca de las tinieblas! Lo único que El requiere de nosotros es que seamos honestos acerca de las tinieblas---confesarlo en vez de ocultarlo.


" Y no participéis en las obras infructuosas de las tinieblas, sino más bien reprendedlas . . . Mas todas las cosas, cuando son puestas en evidencia por la luz, son hechas manifiestas; porque la luz es lo que manifiesta todo" (Efesios 5:11,13).  

Cuando las tinieblas son expuestas a la luz, se vuelven luz. De hecho, la razón misma por la cual nuestras tinieblas se hacen visibles es porque Dios alumbra Su luz sobre ellas. Si usted persevera---si continuamente empuja sus tinieblas hacia la luz de la gracia y el poder de Dios ---esa luz finalmente brillara desde su ser.  Su tiniebla en realidad se volverá luz.


¡Amado, si usted sabe que no es nada, usted es un candidato ideal para convertirse en algo de Dios! Nuevamente considere la visión de Pablo acerca de si mismo:

"
aunque yo mismo podría confiar también en la carne. Si algún otro cree tener motivo para confiar en la carne, yo mucho más: circuncidado el octavo día, del linaje de Israel, de la tribu de Benjamín, hebreo de hebreos; en cuanto a la ley, fariseo; en cuanto al celo, perseguidor de la iglesia; en cuanto a la justicia de la ley, hallado irreprensible. Pero todo lo que para mí era ganancia, lo he estimado como pérdida por amor de Cristo " (Fil. 3:4-7).


Pablo dijo que lo que era para el “ganancia” (cosas que lo hacían “algo” delante de los hombres), lo rindió como “perdida” por amor a Cristo. El volvernos nada, el ser erradicados de orgullo y del ser consumidos por nuestros logros y pedigríes, es parte del sendero hacia el ser hijos.  En realidad Pablo veía todos sus humanos y religiosos logros como obstáculos. Ciertamente, en su momento el Señor uso todos los elementos de la vida de Pablo, pero no antes de que Pablo los entregara todos al Señor.


Juan el Bautista dijo, “Es necesario que El crezca, y que yo disminuya”
(Juan 3:30). ¡Vea, aunque la confianza en usted mismo muera, la confianza en Dios viene a vida!



Asique, no se preocupe. Puede admitir que hay en usted áreas de muerte y oscuridad. Romanos 4:17 dice, “Dios,...  el cual da vida a los muertos, y llama las cosas que no son, como si fuesen.” Dios da VIDA a los muertos. ¿Se siente muerto a veces? Bien. ¡Usted califica para obtener la vida de Dios! Busque a Dios. Confíe en El como su Creador.  No se asuste cuando descubra que usted es nada.  Hay un momento cuando el volverse nada es mejorar.



~~~~~~~~

Siéntase en libertad de re enviar este mensaje; el reconocimiento de nuestro sitio en la red será grandemente apreciado.
Acuerdo de Reimpresión
Su interés en duplicar y re enviar este material es un gozo para nosotros. Solo le pedimos que provea la información del sitio en la red de los Ministerios Francis Frangipane. Como única excepción si el artículo es en realidad un extracto de un libro publicado por otra editorial. En este caso ellos nos han pedido ser nombrados como referencia. Finalmente, cualquier pregunta sobre las enseñanzas de Francis Frangipane puede ser enviada a mensajes@frangipanehispano.org

Francis Frangipane Derechos de Autor 2011
Todos los Derechos Reservados
Traducción y Edición Gabriela Rabellino




Reparadores de Portillos, Parte 2

(English)


No Critiquemos las Brechas, ¡Reparémoslas!
 




"Así ha dicho Jehová el Señor: ¡Ay de los profetas insensatos, que andan en pos de su propio espíritu, y nada han visto! Como zorras en el desierto fueron tus profetas, oh Israel. No habéis subido a las brechas, ni habéis edificado un muro alrededor de la casa de Israel, para que resista firme en la batalla en el día de Jehová," (Ezequiel 13:3-5).



El Señor está levantando seguidores de Cristo verdaderos. Cuando ellos ven una necesidad en la iglesia o en sus comunidades, en vez de simplemente encontrar faltas, ellos “suben a las brechas” y se paran firmes en la brecha. Ellos no son solamente críticos; ellos son agentes de redención.



Es fácil encontrar faltas y hacer nada. Sin embargo, cuando vemos levantarse una batalla en otra congregación, el hecho es que todas las iglesias son imperfectas.  El asunto no es si podemos ver lo que está mal, sino si ¿nos pararemos en amor y oración hasta que lo que está mal sea corregido?



Quizás usted puede estar pensando: "No entiendes tengo la revelación del mover de Dios del tiempo final. Esas iglesias escasamente creen en Jesus". Incluso si una iglesia es débil, el corazón del Señor es tal que El no apagara “el pabilo que humeare” (Isaías 42:3).



Aun si consideramos que somos mas espirituales que otras iglesias, esa no es razón para posicionarnos lejos de su necesidad. Hebreos nos dice que: "...sin discusión alguna, el menor es bendecido por el mayor" (Hebreos 7:7). Si en verdad somos “mayores” que ellos, sin pretender orgullo buscaremos formas de bendecir a otras iglesias en sus luchas. Nuestro amor, a semejanza del de Jesus, los portara durante sus batallas.



Si verdaderamente tenemos el corazón de Cristo, desearemos ver edificado todo el cuerpo de Cristo, no tan solo nuestra congregación local. Respetaremos y valoraremos las diversas formas en la cuales Cristo se revela a Si Mismo en la iglesia. Recuerde, hay cuatro Evangelios, no solamente uno. Cada uno provee un ángulo diferente de la naturaleza de Cristo.  Necesitamos la variedad de iglesias para alcanzar a la variedad de personas en nuestras ciudades.



Ciertamente, el Señor dijo: "...Si alguno quiere ser el primero, será el postrero de todos, y el servidor de todos" (Marcos 9:35). Si una iglesia en nuestra ciudad se adhiere a Jesus y lo confiesa como su Señor y Salvador, entonces esa iglesia es necesaria para completar la obra de Dios en la ciudad. Al unirse unos con otros para la oración diaria o semanal, seremos bendecidos y sorprendidos al ver como Dios ha preparado a los demás. No vayamos con una actitud de enseñar o dirigir, sino con a amar y servir. En esto, Dios no busca líderes, sino seguidores de nuestro Señor Jesucristo.



Si no nos ajustamos a la voluntad de Dios, seremos incapaces de permanecer firmes contra el enemigo. Claro está que el día en que vivimos no es un día de paz, es un tiempo de guerra, y una casa dividida no puede permanecer. Dios nos está juntando no solamente con El, sino también con otros, pero también contra las fuerzas espirituales de maldad en toda región. Por tanto, las brechas que haya entre nosotros se deben llenar, se deben reparar los muros, y debemos juntos aprender a permanecer firmes en el día del Señor.



Seamos el pueblo
No necesitamos ir a la universidad para encontrar fallas en la iglesia. De hecho, si recordamos bien, debimos encontrar fallas en la iglesia antes de ser cristianos. No obstante, si queremos ser como Cristo, nos posicionaremos para ver la misericordia de Dios triunfar.
 


Somos llamados a pararnos “en la brecha.”  ¿Que es la “brecha”?  La "brecha" es la distancia que hay entre la forma como las cosas son y la manera como podrían ser una vez redimidos. ¡Dios nos llama a pararnos en ese espacio entre las realidades, para derribar al acusador de los hermanos y orar por redención!





Algunos de nosotros hemos clamado por años, “¿Donde están los hombres que nos llevaran a la plenitud de Cristo?" Hemos supuesto que Dios tenía otros en mente para sus propósitos. Sin embargo, lo que el Señor está diciendo, es, "Ustedes son los hombres o mujeres a quienes los otros buscan". Sean los pacificadores, los hijos de Dios que traen sanidad y orden y amor a Su iglesia.



La responsabilidad está sobre cada uno de nosotros como individuos. Hay un tremendo trabajo por delante, pero el Señor mismo ha prometido: "Y los tuyos edificaran las ruinas antiguas; los cimientos de generación en generación levantarás, y serás llamado reparador de portillos, restaurador de calzadas para habitar" (Isaías 58:12).



¡Pongamos nuestra vida bajo un compromiso de fe, de tal calidad que en el espacio de nuestra existencia en esta tierra y en nuestras comunidades, la iglesia corporativa de Jesucristo sea restaurada, unida y preparada como una novia para su Amado!








~~~~~~~~








Libro del Pastor Frangipane del cual fue adaptado el presente mensaje ha sido publicado en español por Editorial Desafío bajo el titulo Los Tres Campos de la Lucha Espiritual. Disponible para su adquisicion en "Arrowbookstore"
~~~~~~~~~~~~~~~


                                                                          ___________________________________________________



Técnicamente, el plazo de inscripción para este periodo de clases del Programa de Formación a Imagen de Cristo termina hoy a las 5:00 pm. No obstante, siento que hay varias personas aun para inscribirse. Su participación es importante para el Señor para cosas que El hará en el futuro. En consideración de ellos, estamos extendiendo las inscripciones por 24 horas mas, hasta el Martes a las 5:00 p.m hora Central de los EE.UU.

___________________________________________________





Invitación a tomar el Programa a Imagen de Cristo
Escuela en Línea
Programa Gratuito de 26 Semanas Disponible


En este momento estamos ofreciendo la versión completa del material de texto en forma gratuita. Este precio especial está disponible para todo aquel que desee alimentar su destino.  Descansando en el Espíritu Santo y siguiendo los cuatro cursos, los creyentes encontraran una nueva, más poderosa unción de parte de Dios en sus vidas.

Ofrecemos también distintos planes de matrícula de inscripción que incluye rendición de exámenes y diploma de finalización y graduación. Quienes se gradúen en estos planes califican para continuar y avanzar hacia el Nivel II: Creciendo en Cristo.

Por mas información sobre todos nuestros programas de formación comience en www.frangipanehispano.org y lea primero la pagina de Nivel I y luego la pagina de Matriculas para acceder a la lista completa de planes.



Necesitara completar el Formulario de Inscripción, eligiendo y seleccionando el plan al cual se inscribe.



El próximo periodo de clases de Nivel I comienza el 7 de Octubre.


Siéntase en libertad de re enviar este mensaje; el reconocimiento de nuestro sitio en la red será grandemente apreciado

Acuerdo de Reimpresión
Su interés en duplicar y re enviar este material es un gozo para nosotros. Solo le pedimos que provea la información del sitio en la red de los Ministerios Francis Frangipane. Como única excepción si el artículo es en realidad un extracto de un libro publicado por otra editorial. En este caso ellos nos han pedido ser nombrados como referencia. Finalmente, cualquier pregunta sobre las enseñanzas de Francis Frangipane puede ser enviada a mensajes@frangipanehispano.org.

Francis Frangipane Derechos de Autor 2011
Todos los Derechos Reservados









Traducción y Edición Gabriela Rabellino

ICIT En Español - Escuela en Línea