Cuando Hombres Comunes siguen a Cristo

Muchos cristianos han rendido la visión de volverse como Jesus, saben que son pecadores salvos por gracia, pero no se ven a sí mismos viviendo una vida transformada. Han aceptado la mentira de que Él Espíritu Santo no puede formarlos como Lo hizo con los cristianos del primer siglo.  Antes de que dudemos si somos o no del calibre de los primeros discípulos, he aquí una compilación de más de 200 Escrituras del Nuevo Testamento concernientes a aquellos a quienes Jesús llamó primero.

LOS DISCÍPULOS... vinieron a Cristo, creyeron en Él, Lo siguieron.

Ellos...
cenaron con Él, sintieron hambre con frecuencia, y con frecuencia no tuvieron tiempo de comer, alimentaron a las multitudes dos veces.

Ellos...
recibieron autoridad especial para sanar y liberar, se volvieron en confidentes de Jesús, fueron corregidos y reprendidos con frecuencia, se les confió los misterios del Reino de Dios.

Ellos...
hicieron lo contrario a la ley en el Sabbat, rompieron con las tradiciones de los ancianos, ingresaron al Reino de Dios y caminaron en el poder de Dios.

Ellos...
Estuvieron atemorizados, cayeron sobre sus rostros, sintieron mucho miedo, quedaron atónitos, se maravillaron, se indignaron y se regocijaron.

Ellos...
se volvieron débiles en varias ocasiones, se quejaron y retrajeron, algunos dejaron de caminar con Jesús; incluso después de la resurrección todavía algunos dudaban, escribieron el Nuevo Testamento y murieron por su fe.

Ellos...
Fueron enseñados a orar para que el Reino venga y por obreros para la cosecha, aun así durmieron mientras Jesús oraba; pasaron diez días en continua oración antes del Pentecostés , y oraban corporativamente cada día después de las 3:00 p.m.

Ellos...
se olvidaron de las provisiones, tomaron compromisos que no pudieron mantener, individuos les suplicaron que sanaran a personas a quienes no pudieron sanar, intentaron exorcizar demonios que no se fueron, reprendieron a padres por traer hijos para ser bendecidos, abandonaron a Jesús en Su más profunda necesidad, sintieron celos y ambición con frecuencia, y trastornaron el mundo luego de la resurrección.

Ellos...
tenían la tendencia a inventar doctrinas, intentaron ordenar que cayera fuego sobre los Samaritanos, pusieron límites a cuantas veces perdonar, presumieron que Juan no moriría, quisieron edificar tabernáculos para Jesús, Moisés y Elías, se convirtieron en el tabernáculo de Dios en la tierra luego del Pentecostés.

Ellos...
prepararon ciudades para la llegada de Jesús, prepararon la Pascua para la última cena, y fueron preparados por Dios para representar a Cristo; finalmente, fueron preparados para morir por el Señor.

Ellos...
recordaron lo que Jesús les enseñó, recibieron la gran comisión, enfrentaron terrible oposición de principados y potestades, Judíos y Gentiles, y aun alcanzaron su mundo con el Evangelio de Cristo.  

Por tanto, viendo que Dios no fue limitado por los errores de los discípulos de Cristo, leamos las palabras de Cristo como si estuviéramos sentados a Sus pies. Acerquémonos a Él con fe, creyendo que todo es posible para Dios, incluso la transformación de nuestros corazones.

~~~~~~~~~~~~
Programa a Imagen de Cristo


El Programa de Formación a Imagen de Cristo es un curso en línea diseñado para elevar nuestro enfoque hacia la Presencia real de Jesús. El curso completo no solamente incluye 44 lecciones y 39 mensajes de audio (audios solo disponibles en ingles y por tanto a aquellos con habilidad bilingüe), sino que el estudiante con discernimiento encontrara realmente al Señor utilizando las lecciones semanales para generar oportunidades que profundicen las verdades encontradas en el programa.

Testimonios de otros estudiantes





Las clases de Nivel I comienzan el 6 de Abril de 2012

Inscripciones extendidas hasta el 2 de Abril de 2012

La versión de texto completa está disponible en forma gratuita para aquellos que se inscriban en el plan gratuito.



Por mas información sobre todos nuestros programas de formación comience en www.frangipanehispano.org y lea primero la pagina de Nivel I y luego la pagina de Matriculas para acceder a la lista completa de planes. Necesitara completar el Formulario de Inscripción, eligiendo y seleccionando el plan al cual se inscribe.



Siéntase en libertad de re enviar este mensaje; el reconocimiento de nuestro sitio en la red será grandemente apreciado.









Alcanzar la Plenitud de Cristo

Hay una nueva inquietud de parte del Espíritu Santo. El objetivo del Señor es habitar en Jesus. Juan enseno, “El que dice que permanece en El, debe andar como El anduvo.” (1 Juan 2:6). Si ciertamente permanecemos en El, andaremos como “El anduvo.”



Los Santos del primer siglo tenían las palabras y el Espíritu de Jesus. En esa simplicidad la iglesia disfrutaba de incomparable grandeza y poder.  Asimismo nosotros nos estamos volviendo en verdaderos discípulos, buscando andar como anduvo Jesus. Este es el requisito singular esencial en la unificación de la iglesia: cada uno de nosotros desea que la imagen de Cristo se establezca en nuestros corazones.



¿Es posible esto?  ¿Estamos siendo razonables? Escuche lo que enseno Jesus. El dijo, “El que en mí cree, las obras que yo hago, él las hará también; y aun mayores hará, porque yo voy al Padre” (Juan 14:12). Y de nuevo, enseno, “Si permanecéis en mí, y mis palabras permanecen en vosotros, pedid todo lo que queréis, y os será hecho” (Juan 15:7). Cuando estamos correctamente alineados con la voluntad de dios, ciertamente la vida de Dios se manifestara en nuestras vidas.



He aquí la visión y oración de Pablo para aquellos quienes van en pos de la semejanza a Cristo. El escribió:



“¡Que usted puede tener el poder y ser capaces de comprender y captar con todos los santos [el pueblo devoto de Dios, la experiencia de ese amor] cuál es la anchura y la longitud, la altura y profundidad [del mismo], [que realmente puede llegar] a conocer [en práctica, a través de la experiencia por sí mismos] el amor de Cristo, que supera con creces el mero conocimiento [sin experiencia], para que seáis llenos de [a través de todo su ser] hasta la plenitud de Dios [ que podáis tener la más rica medida de Presencia divina, y convertirse en un cuerpo completamente lleno e inundado con Dios mismo]!” (Efesios 3:18-19 – Traducción al Espanol de la versión Amplificada de la Biblia en ingles).



Amado, esta no es una religión de la Nueva Era o una falsa teología; es la verdad de Dios proclamada en las Sagradas Escrituras. ¡Es la voluntad de Dios que nosotros, la iglesia de Cristo, seamos llenos hasta la medida de la plenitud de Dios, que cada uno de nosotros nos volvamos en un cuerpo “completamente lleno e inundado con Dios mismo!”



Que esto se convierta en nuestro objetivo tanto inmediato como a largo plazo: ¡ver a Jesucristo revelado en su plenitud en la iglesia!



---Adaptado del libro de Francis, When the Many are One



~~~~~~~~~~~~


Programa a Imagen de Cristo

El Propósito Eterno de la Vida


Amado, una cosa es creer en Él, otra ser entrenado por el Espíritu donde creeremos como Cristo – poseyendo Su visión por los perdidos, impulsado por Su amor, manifestando Su semejanza en nuestras vidas (Rom.8:29).

El Programa de Formación a Imagen de Cristo es un curso en línea diseñado para elevar nuestro enfoque hacia la Presencia real de Jesús. El curso completo no solamente incluye 44 lecciones y 39 mensajes de audio (audios solo disponibles en ingles y por tanto a aquellos con habilidad bilingüe), sino que el estudiante con discernimiento encontrara realmente al Señor utilizando las lecciones semanales para generar oportunidades que profundicen las verdades encontradas en el programa.



La versión de texto completa está disponible en forma gratuita para aquellos que se inscriban en el plan gratuito.



Testimonios de otros estudiantes





Las clases de Nivel I comienzan el 6 de Abril de 2012
Inscripciones cierran el 29 de Marzo de 2012

Por mas información sobre todos nuestros programas de formación comience en www.frangipanehispano.org y lea primero la pagina de Nivel I y luego la pagina de Matriculas para acceder a la lista completa de planes. Necesitara completar el Formulario de Inscripción, eligiendo y seleccionando el plan al cual se inscribe.



Siéntase en libertad de re enviar este mensaje; el reconocimiento de nuestro sitio en la red será grandemente apreciado.







Volviéndonos en Aroma de Cristo para Dios

Jesus advirtió sobre nuestros días, diciendo, “muchos se apartarán de la fe; unos a otros se traicionarán y se odiarán” (Mat 24:10). La advertencia del Señor no fue solamente sobre la condiciones en el mundo; El le está hablando a Sus discípulos. El advertía sobre las condiciones en la iglesia.

Hoy en día, la iglesia está llena de cristianos cuyo amor se ha enfriado. Como resultado, una especie de rancor llena nuestras conversaciones. Nos hemos vuelto en una especie de sub-cultura que está molesta porque el mundo no se ha vuelto cristiano, mientras toleramos no ser semejantes a Cristo.


Cuando este discute sobre las cosas que están mal, ¿surge rancor u oración?  La palabra rancor en ingles proviene del Latín “rancere” que significa “hedor”.  (Ver rancio). Esto es exactamente lo que emanamos hacia el cielo cuando todo lo que hacemos es encontrar faltas y criticar.  El aroma de nuestro rancor asciende a la Presencia de Dios.  Esto no debería ser.

Por el otro lado, la oración intercesora es un dulce aroma para Dios. Nuevamente, cuando atravesamos pruebas y nos determinamos a llegar del otro lado mas como Jesus, nuestras propias vidas se vuelven en “fragante aroma de Cristo para Dios” (2 Cor. 2:15). ¡Increíble! En vez de nuestros defectos y debilidades, mientras vivimos en este mundo hostil, en realidad nos podemos volver como Cristo. De hecho, sea esta la pasión de todos quienes confiamos en el Hijo de Dios: volvernos en fragante aroma de Cristo para Dios.

~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~

Programa a Imagen de Cristo

El Propósito Eterno de la Vida


Amado, una cosa es creer en Él, otra ser entrenado por el Espíritu donde creeremos como Cristo – poseyendo Su visión por los perdidos, impulsado por Su amor, manifestando Su semejanza en nuestras vidas (Rom.8:29).

El Programa de Formación a Imagen de Cristo es un curso en línea diseñado para elevar nuestro enfoque hacia la Presencia real de Jesús. El curso completo no solamente incluye 44 lecciones y 39 mensajes de audio (audios solo disponibles en ingles y por tanto a aquellos con habilidad bilingüe), sino que el estudiante con discernimiento encontrara realmente al Señor utilizando las lecciones semanales para generar oportunidades que profundicen las verdades encontradas en el programa.

La versión de texto completa está disponible en forma gratuita para aquellos que se inscriban en el plan gratuito.


Las clases de Nivel I comienzan el 6 de Abril de 2012
Inscripciones cierran el 29 de Marzo de 2012


Por mas información sobre todos nuestros programas de formación comience en www.frangipanehispano.org  y lea primero la pagina de Nivel I y luego la pagina de Matriculas para acceder a la lista completa de planes. Necesitara completar el Formulario de Inscripción, eligiendo y seleccionando el plan al cual se inscribe.



Siéntase en libertad de re enviar este mensaje; el reconocimiento de nuestro sitio en la red será grandemente apreciado.

Caminando en la Semejanza a Cristo


Cada vez más, los cristianos están siendo conscientes de la verdad de nuestro destino, que el plan de Dios desde el comienzo ha sido hacer al hombre a la imagen de Cristo. Aun así, no es suficiente con saber doctrinalmente que la semejanza a Cristo es la meta ultima. La obra del Espíritu es funcionar en la visión de la semejanza a Cristo para que al responder a los conflictos de la vida, manifestemos la real substancia de Cristo en el mundo.

Caminar en la semejanza a Cristo es el objetivo de la escuela en línea del Pastor Frangipane, Programa de Formación a Imagen de Cristo. Únase a miles de personas en más de 75 naciones alrededor del mundo quienes han utilizado este enfocado programa y han encontrado una nueva profundidad en su caminar espiritual.

~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~



Programa a Imagen de Cristo

El Propósito Eterno de la Vida



Amado, una cosa es creer en Él, otra ser entrenado por el Espíritu donde creeremos como Cristo – poseyendo Su visión por los perdidos, impulsado por Su amor, manifestando Su semejanza en nuestras vidas (Rom.8:29).

El Programa de Formación a Imagen de Cristo es un curso en línea diseñado para elevar nuestro enfoque hacia la Presencia real de Jesús. El curso completo no solamente incluye 44 lecciones y 39 mensajes de audio (audios solo disponibles en ingles y por tanto a aquellos con habilidad bilingüe), sino que el estudiante con discernimiento encontrara realmente al Señor utilizando las lecciones semanales para generar oportunidades que profundicen las verdades encontradas en el programa.

La versión de texto completa está disponible en forma gratuita para aquellos que se inscriban en el plan gratuito.






Las clases de Nivel I comienzan el 6 de Abril de 2012
Inscripciones cierran el 29 de Marzo de 2012

Por mas información sobre todos nuestros programas de formación comience en www.frangipanehispano.org  y lea primero la pagina de Nivel I y luego la pagina de Matriculas para acceder a la lista completa de planes. Necesitara completar el Formulario de Inscripción, eligiendo y seleccionando el plan al cual se inscribe.



Siéntase en libertad de re enviar este mensaje; el reconocimiento de nuestro sitio en la red será grandemente apreciado.













Caminando en la Semejanza a Cristo

Cada vez más, los cristianos están siendo conscientes de la verdad de nuestro destino, que el plan de Dios desde el comienzo ha sido hacer al hombre a la imagen de Cristo. Aun así, no es suficiente con saber doctrinalmente que la semejanza a Cristo es la meta ultima. La obra del Espíritu es funcionar en la visión de la semejanza a Cristo para que al responder a los conflictos de la vida, manifestemos la real substancia de Cristo en el mundo.


Caminar en la semejanza a Cristo es el objetivo de la escuela en línea del Pastor Frangipane, Programa de Formación a Imagen de Cristo. Únase a miles de personas en más de 75 naciones alrededor del mundo quienes han utilizado este enfocado programa y han encontrado una nueva profundidad en su caminar espiritual.


~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~





Programa a Imagen de Cristo


El Propósito Eterno de la Vida





Amado, una cosa es creer en Él, otra ser entrenado por el Espíritu donde creeremos como Cristo – poseyendo Su visión por los perdidos, impulsado por Su amor, manifestando Su semejanza en nuestras vidas (Rom.8:29).


El Programa de Formación a Imagen de Cristo es un curso en línea diseñado para elevar nuestro enfoque hacia la Presencia real de Jesús. El curso completo no solamente incluye 44 lecciones y 39 mensajes de audio (audios solo disponibles en ingles y por tanto a aquellos con habilidad bilingüe), sino que el estudiante con discernimiento encontrara realmente al Señor utilizando las lecciones semanales para generar oportunidades que profundicen las verdades encontradas en el programa.


La versión de texto completa está disponible en forma gratuita para aquellos que se inscriban en el plan gratuito.










Las clases de Nivel I comienzan el 6 de Abril de 2012
Inscripciones cierran el 29 de Marzo de 2012


Por mas información sobre todos nuestros programas de formación comience en www.frangipanehispano.org y lea primero la pagina de Nivel I y luego la pagina de Matriculas para acceder a la lista completa de planes. Necesitara completar el Formulario de Inscripción, eligiendo y seleccionando el plan al cual se inscribe.





Siéntase en libertad de re enviar este mensaje; el reconocimiento de nuestro sitio en la red será grandemente apreciado.











¡Este día pelearemos!

(English)
Las Escrituras dicen que el Señor dejó naciones en la tierra prometida “para probar con ellas a Israel, a todos aquellos que no habían conocido todas las guerras en Canaán; solamente para que el linaje de los hijos de Israel conociese la guerra, para que la enseñasen a los que antes no la habían conocido” (Jueces 3: 1-2).

Para completar nuestra madurez espiritual, el Señor debe “probarnos” con nuestros enemigos; como Israel, debemos ser enseñados a guerrear.”

Yo me doy cuenta que la mayoría de nosotros preferimos paz. Si, si fuera por nosotros, viviríamos en paz con todos los hombres (Rom. 12:18). Nuestra lucha no es contra carne ni sangre, sino que estamos en conflicto mundial con principados y potestades (ver  Ef 6:12). Vea, hay un “tiempo de guerra” (Ec. 3:8). Como cristianos, debemos aceptar y ajustarnos a esta verdad.

Para pararnos en victoria, necesitamos expandir nuestro entendimiento que quien es Jesucristo. La Biblia dice que Cristo “como guerrero saldrá, como hombre de guerra despertará su celo; gritará, sí, lanzará un grito de guerra, contra sus enemigos prevalecerá” (Isa. 42:13).

Incluso el rapto debe ser entendido en términos militares “Pues el Señor mismo descenderá del cielo con voz de mando, con voz de arcángel y con la trompeta de Dios, y los muertos en Cristo se levantarán primero” (1 Tes 4:16).

La imagen de la venida del Señor es explosiva. El viene con “voz de mando” (o “grito de guerra”). ¡El es seguido por la impresionante “voz del arcángel”, y luego “la trompeta de Dios”, tan fuerte que las potencias de los Cielos serán confrontadas y colapsaran! ¡Finalmente, los “muertos en Cristo” comenzaran a levantarse! Toda la operación es de naturaleza militar y feroz.

 Alguien puede argumentar, si el Señor viene para guerrear, pero Su primer objetivo es rescatarnos. Bueno, ¡por cierto que no estoy en contra de ser rescatado, habiendo sido rescatado por el Señor muchas veces! Pero el cuadro de la iglesia es también uno de militancia. Recuerde, Jesus dijo, “edificaré mi iglesia; y las puertas del Hades no prevalecerán contra ella” (Mat 16:18). Nuevamente considere: ¡es la iglesia la que está avanzando contra las puertas del hades, y el infierno no está prevaleciendo!

La Necesidad de Luchar
Francamente, yo soy pro la paz, pero reconozco que no puedo tener paz a menos que primero no sea entrenado para la guerra.  Es mi preparación para la guerra que asegura mi habilidad de tener paz. Ciertamente, fue durante los tiempos de guerra – de lucha y batalla – cuando mas he crecido en coraje, fe, sacrificio y amor. La batalla me llevo más allá de los límites de mi espiritualidad. Si, cuando estaba peleando por mi familia, iglesia o comunidad, fue la lucha misma lo que definió y estableció mi crecimiento espiritual.


De hecho, al envejecer, he llegado a comprender que cada generación esta ordenada para confrontar y derrotar a los enemigos de su era. En los últimos cien años, hombres y mujeres pelearon en la Primera Guerra Mundial; luego vino la Gran Depresión, y la pobreza y el temor fueron conquistados. La Segunda Guerra Mundial comenzó, y nuevamente una generación se levanto y salvo al mundo de una innombrable tiranía. Luego, los Estados Unidos de Norteamérica se levantaron contra la propagación del impío comunismo Soviético.

Vea usted, cada generación, en algún momento, enfrentara una guerra que deberá ser ganada.  En esa pelea aprendemos lecciones de coraje. ¿Ve usted esta generacional guerra spiritual? Así, no podemos interpretar las decadentes condiciones de nuestro mundo y asumir que el fin del mundo está sobre nosotros. ¡No! Lo que estamos viendo en nuestro mundo es el campo de batalla contra los impíos enemigos de nuestros tiempos.

Recuerde, yo creo en el rapto; y también creo que estamos en la estación del fin. Pero no puedo excusarme a mí mismo de enfrentar a los gigantes de las guerras de hoy día. Así como nuestros antecesores tuvieron que tener éxito contra grandes y altamente entrenados enemigos, también nosotros tenemos que vencer la radical agenda de aquellos que buscan promover la perversión dentro de nuestra sociedad.  Algunos de nosotros hemos físicamente peleado en las guerras de Iraq y Afganistán – y debemos también orar por la justa finalización de estas. Otros están peleando para ver a la nación volver a Cristo.  Yo sé que muchos están cansados, mas aun es tiempo de que también nosotros “seamos ensenados” en la guerra.

Independientemente de la batalla delante de nosotros, no importa cuan oscura se vuelva la atmosfera spiritual, debemos luchar por los propósitos de Dios en la tierra. No podemos descansar en nuestra intercesión ni rendir nuestra visión del futuro de nuestra nación. No hemos entrado al día de tinieblas irreversibles.

Seguramente conoce usted la trilogía escrita por J.R.R. Tolkien, El Señor de los Anillos. Tolkien, un Ingles, negó que su obra reflejara las realidades de la Segunda Guerra Mundial. Más aun, muchos de sus manuscritos fueron escritos durante el epicentro de tal gran conflicto, cuando reinos enteros estaban en guerra.  El fue claramente influenciado por su época. Su libro es una metáfora para todos los tiempos y los conflictos, especialmente destacando el rol de hombres comunes para alcanzar niveles de valor y victoria fuera de lo común contra las fuerzas del mal.

En una escena de la tercera película del Señor de los Anillos, el Rey Aragorn busca inspirar a sus hombres a pelear a pesar de lo que parecía una segura derrota: Un enjambre de legiones del infierno se han acumulado delante de ellos y el coraje de los combatientes de Aragorn se está debilitando. Cabalgando a lo largo del frente de su humilde ejercito, grita:

Veo en vuestros ojos el mismo miedo al que daría lugar este mi Corazón. Y llegara el día en el cual el valor de los hombres falle, cuando abandonemos a nuestros amigos y rompamos todo lazo de fraternidad. Pero este no es ese día… ¡Este día pelearemos! ¡Por todo aquello que quiera en esta tierra, os digo, párense, hombres del Oeste!

Asimismo dejemos de lado nuestros temores y especialmente la carga de una existencia pasiva y carente de oración. Tomemos la espada del Espíritu, que es la Palabra de Dios. Y peleemos por todo lo que amamos en nuestra época y cultura. Si, puede que llegue el día cuando el mundo sucumba totalmente por una pizca de anos, a las fuerzas del mal. Pero no es este el día.  ¡Este día pelearemos!


---Adaptado del libro de Francis, “Alístese junto al Señor de los Ejércitos”







~~~~~~~~~~~~~~


Siéntase en libertad de re enviar este mensaje; el reconocimiento de nuestro sitio en la red será grandemente apreciado.


Acuerdo de Reimpresión
Su interés en duplicar y re enviar este material es un gozo para nosotros. Solo le pedimos que provea la información del sitio en la red de los Ministerios Francis Frangipane. Como única excepción si el artículo es en realidad un extracto de un libro publicado por otra editorial, en ese caso ellos nos han pedido ser nombrados como referencia. Finalmente, cualquier pregunta sobre las enseñanzas de Francis Frangipane puede ser enviada a mensajes@frangipanehispano.org.


www.frangipanehispano.org

Una Vida Preparada para Dios


(English)
Yo amo la Palabra de Dios. Tengo una pasión ardiente de que mis palabras, sean estas escritas o verbales, sean llenas de la sustancia de Dios. Me encanta comparar traducciones, investigar comentarios y luego usar esa información santa para preparar enseñanzas. Varios años atrás sin embargo, me encontré yo mismo siendo corregido por el Señor. Había dedicado demasiado tiempo en preparar mi mensaje para un servicio. De pronto, el Espíritu Santo interrumpió mi estudio para recalibrar mi enfoque. El dijo, “Te he llamado, no solamente para que prepares sermones, sino para que prepares a la gente.”



 Esta fue una sutil, más poderosa corrección.  Recordé a Juan el Bautista quien fue enviado como un “mensajero delante del Mesías,” Dios llamo a Juan “a preparar para el Señor un pueblo” (Lucas 1:17).



Hay una diferencia entre preparar un mensaje sobre Dios y preparar al pueblo de Dios. Obviamente, la preparación de un sermón es muy importante, pero no es un fin en sí mismo. El objetivo es equipar y capacitar a las personas para representar a Cristo.



 Al acercarnos al final de esta era, creo que nuestro Padre está en el proceso de preparar al pueblo para servir durante la última y gran cosecha. Nuestro destino como cristianos es que “crezcamos en todos los aspectos en aquel que es la cabeza, es decir, Cristo” (Efesios 4:15). Esto quiere decir, que debemos no solamente saber que Jesus sana sino saber a quién tiene la intención de sanar y como quiere El sanarlos.  



Vea, nuestra búsqueda no es solamente poseer una teología correcta, sino que “la vida de Jesús se manifieste en nuestro cuerpo mortal” (2 Cor. 4:11).



Recompensa o Reproche
Nuestro éxito en la vida está determinado por un objetivo primario: ¿cuan funcionalmente transformados a semejanza de Cristo nos hemos vuelto? Esta realidad – el hombre creado en la imagen de Dios – es el propósito central de nuestra existencia (Gen. 1; Rom. 8:29; etc). En mi opinión, el Señor no necesita examinar cada cosa que hayamos hecho, buena o mala. Todas las cosas están ya “al descubierto y desnudas” delante de El (Heb. 4:13).  Lo que El examinara es el efecto acumulativo de nuestras decisiones en la vida; El medirá cuan semejantes a Cristo nos hemos tornado.



Si El ve que permanecimos perdonado aun cuando estábamos heridos; si El ve en nosotros un corazón que se mantiene en fe incluso en tiempos de adversidad; si El nos encuentra verdaderamente arrepentidos y genuinamente humildes, incluso cuando podríamos jactarnos; y si El ve que estamos comprometidos a una vida de amor, habremos alcanzado el propósito de Dios.  Recibiremos una gran recompensa.



Sin embargo, si el Señor ve en nosotros un alma que se ofende fácilmente o que culpamos a otros por nuestra falta de gozo, y enojada actitud; si al escanear nuestro hombre interior nos encuentra enjuicidadores y parados en nuestra propia justicia; o si nuestra consciencia alternativamente nos acusa o nos defiende, entonces vamos a dar cuenta de nuestra vida en el tribunal de Cristo (Rom. 1:29, 2:5; 2 Cor. 5:10; Heb. 9:27).  



Así, es de máxima importancia que establezcamos la meta eterna para nuestras vidas. ¿Estamos aprovechando las oportunidades de la vida para apropiarnos de Cristo o vamos mayormente por inercia? ¿Podemos decir con seguridad, me estoy preparando a mi mismo para Dios?
  
 
  
*******

Amado, una cosa es creer en Él, otra ser entrenado por el Espíritu donde creeremos como Cristo – poseyendo Su visión por los perdidos, impulsado por Su amor, manifestando Su semejanza en nuestras vidas (Rom.8:29).

El Programa de Formación a Imagen de Cristo es un curso en línea diseñado para elevar nuestro enfoque hacia la Presencia real de Jesús. El curso completo no solamente incluye 44 lecciones y 39 mensajes de audio (audios solo disponibles en ingles y por tanto a aquellos con habilidad bilingüe), sino que el estudiante con discernimiento encontrara realmente al Señor utilizando las lecciones semanales para generar oportunidades que profundicen las verdades encontradas en el programa.



La versión de texto completa está disponible en forma gratuita para aquellos que se inscriban en el plan gratuito.



Testimonios de otros estudiantes 





Las clases de Nivel I comienzan el 6 de Abril de 2012
Inscripciones cierran el 29 de Marzo de 2012

Por mas información sobre todos nuestros programas de formación comience en www.frangipanehispano.org y lea primero la pagina de Nivel I y luego la pagina de Matriculas para acceder a la lista completa de planes. Necesitara completar el Formulario de Inscripción, eligiendo y seleccionando el plan al cual se inscribe.


~~~~~~~~~~~~~~


Siéntase en libertad de re enviar este mensaje; el reconocimiento de nuestro sitio en la red será grandemente apreciado.



Acuerdo de Reimpresión
Su interés en duplicar y re enviar este material es un gozo para nosotros. Solo le pedimos que provea la información del sitio en la red de los Ministerios Francis Frangipane. Como única excepción si el artículo es en realidad un extracto de un libro publicado por otra editorial, en ese caso ellos nos han pedido ser nombrados como referencia. Finalmente, cualquier pregunta sobre las enseñanzas de Francis Frangipane puede ser enviada a mensajes@frangipanehispano.org.





Traducción y Edición Gabriela Rabellino
www.frangipanehispano.org





































El Ejército de Adoradores de Dios

(English)
Cuando las escrituras se refieren a los “huestes celestiales”, generalmente pensamos en un “coro de ángeles”. La palabra “hueste” en la Biblia, significo “ejercito” (Josué 5: 13-14) Es una verdad importante: las huestes del cielo son ejércitos adoradores. Sin lugar a dudas, ninguno que no sea primero un adorador de Dios, puede hacer guerra espiritual.

El Asunto Central en la Tribulación: La Adoración
Uno no tiene que ir profundo dentro de la revelación de Juan en Apocalipsis para descubrir que tanto Dios como el diablo están buscando adoradores. (Ver Apocalipsis 7:11; 13:4; 14:7,11). Vez tras vez, nuevamente la línea se marca entre aquellos que “adoran a la bestia y a su imagen “y aquellos que adoran a Dios.

En la última gran batalla previa al regreso de Jesús, el resultado de la vida de cada hombre será medido de acuerdo al grado de adoración: en medio de la batalla espiritual y las luchas ¿ante quién me inclinare, Dios o Satanás?

Aun, cuando esta guerra espiritual terminara con el establecimiento del Reino de Dios en la tierra (Ver Apocalipsis 11:15), debemos darnos cuenta que la esencia de la batalla es el asunto central en nuestra guerra espiritual hoy. ¿Adoraremos fielmente a Dios durante los ataques satánicos y la tentación? Verdadera adoración debe surgir ahora en el contexto de nuestras vidas diarias, porque ningún hombre que se queja durante las meras escaramuzas del hoy, adorara en las grandes batallas del mañana...

Recordara que el llamado del Señor a los israelitas fue un llamado a adorar y servirlo a El en el desierto (vea Ex 7:16). Sin lugar a dudas, cuando Moisés hablo por primera vez sobre la cariñosa preocupación de Dios, leemos que los hebreos “se inclinaron y adoraron” (Ex 4:31). Pero cuando las pruebas y las presiones vinieron, rápidamente cayeron en murmuración, queja y rebelión flagrante. Su adoración fue superficial, en beneficio propio y condicional – una forma carente de un corazón de adorador.
.
Esta misma condición de adoración superficial prevalece hoy en mucha de nuestra Cristiandad. Si se da un mensaje que habla del gran cuidado del Señor por su pueblo, con avidez nos inclinamos y adoramos. Pero tan pronto como las presiones del diario vivir aparecen o vienen tentaciones, ¡cuan rápidamente nos rebelamos contra Dios y resistimos Sus tratos! ¡El enemigo tiene fácil acceso al alma que no está protegida por verdadera adoración al Todopoderoso! Sin lugar a dudas, el propósito del Señor con Israel en el desierto fue perfeccionar la verdadera adoración, la cual está basada en la realidad de Dios, no en circunstancias. El Señor sabe que el corazón que Lo adorara en el desierto de la aflicción continuara adorándole en plenitud en la tierra prometida.

Sin verdadera adoración a Dios, no puede haber Victoria en batalla spiritual. Porque lo que sangramos cuando somos heridos por ataques satánicos o circunstancias difíciles, es la medida de nuestra verdadera adoración. Vea, lo que sale fuera de nuestros corazones durante tiempos de presión, está en nosotros, pero se oculta durante los tiempos de tranquilidad. Si usted es un verdadero adorador, su espíritu emanara adoración a Dios no importa que batalla usted este peleando. En batalla espiritual, la adoración crea una pared de fuego alrededor de su alma.

Protegiendo su Corazón a través de la Adoración
Muchos de nosotros entendemos las dinámicas del alma humana. Se nos ha enseñado y correctamente por cierto, que el alma es la combinación de nuestra mente, voluntad y emociones. Hablando en sentido general, cuando el enemigo viene contra la iglesia, el apunta a cualquiera de estas tres aéreas. Debemos por tanto ver que la protección de estas áreas es de vital importancia en nuestra guerra contra Satanás.

Para aclarar mas la naturaleza de esta batalla, agreguemos que, además de la mente, la voluntad y las emociones, el alma está hecha de eventos y como respondemos a esos eventos. Quienes somos hoy, es la suma de lo que hemos encontrado en la vida y nuestras subsiguientes reacciones. Abusos y aflicciones nos golpean de una forma, aliento y alabanza nos llenan de otra. Nuestra reacción a cada suceso, sea que el suceso fue positivo o negativo, es derramado dentro del tuétano creativo de nuestra individualidad, donde se combina con la naturaleza de nuestro carácter.

Lo que llamamos memoria es realmente nuestro espíritu mirando fijamente a la sustancia de nuestra alma. Con algunas pocas excepciones, aquellos sucesos que recordamos más nos han formado más también. De hecho, la razón por la cual nuestras mentes naturales no pueden olvidar ciertos incidentes es porque aquellos eventos se han literalmente convertido en parte de nuestra naturaleza.

Nuestra alma, se fortalece y debilita, ha tomado forma de acuerdo a que tan bien o que tan pobremente hemos manejado nuestras pasadas experiencias. Cuando la Escritura nos ordena a no mirar atrás y a “olvidar…lo que queda atrás” (Filipenses 3:13; ver Lucas 9:62), está diciendo que debemos deshacer las consecuencias que han venido de nuestras propias reacciones no semejantes a Cristo. Con Dios, esto no es imposible, porque a pesar que los sucesos de nuestra vida son irrevocables, nuestras reacciones a esos eventos aun pueden ser cambiadas. Al cambiar las reacciones equivocadas hacia el pasado, nosotros cambiamos. En otras palabras, aunque no podemos alterar el pasado, podemos poner nuestro pasado sobre el “altar” como un acto de adoración. Un corazón adorador permite a Dios restaurar el alma.

Todos nosotros recibimos una porción de tanto lo bueno y lo malo en este mundo. Pero para que la vida sea buena, Dios, quien es la esencia de vida, debe extenderse dentro de nuestras experiencias y redimirnos de nuestras reacciones negativas. El canal a través del cual el Señor se extiende a Si mismo, aun dentro de nuestro pasado, es nuestro amor y adoración a El.

“Y sabemos que a los que aman a Dios, todas las cosas les ayudan a bien” (Rom 8:28). La clave para la realización de este versículo es que nos convirtamos en amantes de Dios en nuestros espíritus. Las malas cosas se vuelven buenas para “los que aman a Dios” Cuando nos entregamos a amarlo a El, todo por lo que hemos pasado en la vida es lavado y redimido en ese amor. Lo malo se vuelve bueno por el poder de Dios.

Por tanto, es esencial tanto para la salvación de nuestras almas y nuestra protección en batalla espiritual que seamos adoradores. El barco que sin peligro nos transporta a través de las tormentas de la adversidad es la adoración.

El Salmo 84 expresa en alabanza a Dios el maravilloso efecto que la adoración tiene sobre el alma. “Bienaventurado el hombre que tiene en ti sus fuerzas, En cuyo Corazón están tus caminos. Atravesando el valle de lagrimas lo cambian en fuente, Cuando la lluvia llena los estanques” (v 5-6).

Si usted está “perpetuamente alabando” a Dios (Salmo. 84:4), su adoración a Dios transformara el asalto negativo del enemigo en “fuente” de dulces aguas refrescantes. No importa lo que caiga sobre un adorador, su “valle de lágrimas” siempre se convierte en una fuente cubierta “con bendiciones”. Usted no puede comprometerse exitosamente en guerra espiritual, ni pasar sin peligro a través del desierto de esta vida, sin convertirse primero en un adorador de Dios.

Adoración: El Propósito de la Creación
Nosotros fuimos creados para el deleite de Dios. No fuimos creados para vivir para nosotros mismos sino para El. Y mientras el Señor desea que disfrutemos Sus dones y Su gente, nos hará saber que fuimos creados primero para su deleite. En esos momentos finales de esta era, el Señor tendrá gente cuyo propósito de vida es agradar a Dios con sus vidas. En ellos, Dios encuentra Su propia recompensa en la creación del hombre. Ellos son Sus adoradores. Están en la tierra solamente para complacer a Dios, y cuando El se complace, ellos también son complacidos.

El Señor los lleva más lejos y a través de más dolor y conflictos que otros hombres. En apariencia, frecuentemente parecen “golpeados de Dios y abatidos” (Isaías 53:4). Aun para Dios, ellos son sus amados. Cuando son machacados, como los pétalos de una flor, emanan una adoración, cuya fragancia es tan bella y poco frecuente que los ángeles lloran en silencioso asombro ante su rendición. Ellos son el propósito de Dios en la creación.

Uno podría pensar, que Dios los protegería, guardándolos de tal forma que no fueran estropeados. En cambio, son estropeados más que otros. De hecho, el Señor parece complacerse en machacarlos, poniéndolos en dolor. Porque en el medio de su dolor físico y emocional, su lealtad a Cristo crece pura y perfecta. Y al enfrentar persecuciones, su amor y adoración hacia Dios los consume.

Estuvieran todos los siervos de Cristo tan perfectamente rendidos. Aun así Dios encuentra su deleite en todos nosotros. Pero a medida que los días del reino se acercan y la guerra espiritual al final de esta era aumenta, aquellos que han sido creados solamente para la adoración a Dios, avanzaran en el poder y gloria del Hijo. Con elevadas alabanzas a Dios en sus bocas, ejecutaran sobre Sus enemigos el juicio escrito (Ver Salmo 149). Ellos lideraran como generales en el ejército de adoradores de Dios.






—Francis Frangipane,
adaptado de Los Tres Campos de la Lucha Espiritual

~~~~~~~~~~~~~~










~~~~~~~~~~~~~~

Siéntase en libertad de re enviar este mensaje; el reconocimiento de nuestro sitio en la red será grandemente apreciado.

Acuerdo de Reimpresión
Su interés en duplicar y re enviar este material es un gozo para nosotros. Solo le pedimos que provea la información del sitio en la red de los Ministerios Francis Frangipane. Como única excepción si el artículo es en realidad un extracto de un libro publicado por otra editorial, en ese caso ellos nos han pedido ser nombrados como referencia. Finalmente, cualquier pregunta sobre las enseñanzas de Francis Frangipane puede ser enviada a mensajes@frangipanehispano.org.


Traducción y Edición Gabriela Rabellino
www.frangipanehispano.org